La Fundación Mutua Madrileña financia un proyecto del CIBERCV para estudiar la influencia del tratamiento con estatinas en COVID19

Investigadores del CIBERCV en el CHUAC
CIBER | miércoles, 15 de julio de 2020

Un proyecto liderado por el grupo del CIBERCV dirigido por Marisa Crespo Leiro del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (CHUAC), ha sido uno de los tres proyectos de investigación médica sobre la Covid-19 financiados por la Fundación Mutua Madrileña.

El proyecto que se titula “Influencia del tratamiento con estatinas en la respuesta inmunológica en COVID-19 y repercusión pronostica” analizará en la cohorte de pacientes con COVID19 del CHUAC la influencia del tratamiento con estatinas en la afectación cardiovascular y la respuesta inmunológica e inflamatoria en pacientes con COVID-19. Las estatinas, fármacos de uso frecuente como hipolipemientes en la población adulta, tienen efectos inmunomoduladores. En otras enfermedades virales, como en el Ébola o el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS) hay experiencias muy preliminares de su efecto beneficioso por lo que se ha postulado que también podrían tenerlos en COVID-19.

En el estudio participan tres miembros del CIBERCV-CHUAC (Dr. Eduardo Barge-Caballero, Dra. Nieves Doménech y Dra. MG Crespo-Leiro), Dr German Bou (Jefe de Servicio Microbiología CHUAC), Dr. Javier Cid (Jefe de Servicio Inmunología CHUAC) y Dr. Pedro J Marcos (subdirector de Hospitalización y Urgencias CHUAC)

“El proyecto parte de la hipótesis de que la exposición previa a estatinas reduce el daño cardiovascular y atempera la reacción inflamatoria sistémica de los pacientes con COVID-19” explica la Dra. Crespo. La coordinadora del estudio, que recibe una de las tres ayudas de la convocatoria extraordinaria, afirma que, en el caso de que se pudiese confirmar dicho efecto protector de las estatinas, “el tratamiento con esos fármacos, de uso común y razonablemente seguros, podría tener una aplicación relevante e inmediata en esta enfermedad”.

Convocatoria extraordinaria ante la crisis COVID-19

La convocatoria extraordinaria de Ayudas a la Investigación Covid-19, dotada con 200.000 euros, fue puesta en marcha de manera urgente por la Fundación Mutua Madrileña para canalizar la ayuda a la investigación médica en esta materia. Esta convocatoria extraordinaria se suma a la convocatoria anual de ayudas a la investigación en salud que la Fundación Mutua convoca desde hace 17 años, dotada de dos millones de euros, y que apoya estudios en las áreas de trasplantes, oncología, enfermedades raras que afectan a la infancia y traumatología. 

De los otros proyectos concedidos en esta convocatoria, uno de ellos se desarrollará en el Instituto de Investigación Sanitaria Biocruces de Bilbao y tratará de crear un “banco nacional” de terapia celular (linfocitos) de pacientes donantes que han superado el Covid-19, para estudiar la inmunidad adquirida y el uso de estos linfocitos, en concreto los llamados natural killer (NK), como tratamiento para pacientes infectados con coronavirus con pronóstico moderado-grave. El tercero de ellos se llevará a cabo en el Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid y determinará el alcance y la duración de la inmunidad adquirida (anticuerpos neutralizantes) por pacientes de Covid-19 hospitalizados y que se han recuperado.