El mayor tamaño de las partículas de HDL y su sobrecarga de colesterol aumentan el riesgo de muerte en pacientes con insuficiencia cardiaca

Nuria Alonso (CIBERDEM) y Antoni Bayés (CIBERCV) han sido dos de los coordinadores del trabajo
CIBER | martes, 29 de junio de 2021

Las alteraciones en el tamaño medio de las lipoproteínas de baja densidad (HDL) que transportan el colesterol, con una proporción más elevada de las partículas más grandes y con mayor sobrecarga de colesterol, podrían incrementar riesgo de muerte por un evento cardiovascular en pacientes con insuficiencia cardiaca. Así lo concluye un estudio liderado por investigadores del CIBERCV y del CIBERDEM, en el Hospital Germans Trias i Pujol y la Universidad Autónoma de Barcelona, que fue publicado en la revista Scienctific Reports.

“Estos dos parámetros basados en la dimensión de las HDL (HDL-sz) y el contenido de colesterol por partícula (HDL-C/P) pueden ser marcadores más útiles en el pronóstico de la insuficiencia cardiaca que los marcadores del perfil lipídico que utilizamos habitualmente en la clínica”, señalan los investigadores.

Las características de las HDL, indicadores de riesgo cardiovascular

Los estudios epidemiológicos  y clínicos han confirmado sistemáticamente que los niveles más bajos de las lipoproteínas de alta densidad que transportan colesterol (HDL-C) está asociados a la enfermedad coronaria. Por ello, en la última década, se ha puesto el foco de la investigación en las funciones cardioprotectoras de las HDL.

 Dentro de esta línea de estudio, se ha visto que el conjunto de HDL circulante está compuesto por una mezcla heterogénea de partículas de estas lipoproteínas, y que las HDL más pequeñas, densas y ricas en proteínas parecen mostrar potentes propiedades para la protección vascular. “Las investigaciones en este campo han puesto de manifiesto que las características de las partículas HDL tiene una mejor correlación con la enfermedad coronaria y la progresión de la ateroesclerosis que los componentes clásicos del perfil lipídico, como el colesterol total, los triglicéridos o los niveles de LDL-C (que conocemos como ‘colesterol malo’)”, explica Nuria Alonso, una de las investigadoras que ha coordinado este estudio. Asimismo, el contenido de colesterol por partícula también se ha convertido en un posible marcador de riesgo.

En este nuevo trabajo, los investigadores se centraron en analizar el valor pronóstico que pueden tener la relación de partículas HDL (HDL-P) y su tamaño medio (HDL-Sz), así como el contenido de colesterol por partícula (HDL-C/P), en el riesgo de muerte cardiovascular en personas con insuficiencia cardiaca. Para ello, se estudiaron los casos de 422 pacientes, a los que se siguió durante una media de 4 años, y de los cuales 120 (30,5%) fallecieron por un evento cardiovascular.

La disminución de HDL pequeñas reduce la protección cardiovascular

Los resultados de esta investigación confirmaron que tanto el tamaño de las HDL (HDL-Sz) como el contenido de colesterol por partícula fueron predictores de la aparición de muerte por patología cardiovascular en pacientes con insuficiencia cardiaca. Los casos con HDL-Sz más alto, es decir, con predominancia de partículas HDL de mayor tamaño y con mayor grado de carga de colesterol tenían un riesgo más alto de fallecer por esta causa.

En los análisis se observó que los cambios en el tamaño medio de las HDL se debieron principalmente a una disminución en la proporción de HDL pequeñas, más que a un aumento de las partículas grandes. En este sentido, “la reducción de las partículas de HDL pequeñas podría sugerir una disminución de la actividad cardioprotectora de HDL, que está mediada principalmente por HDL de pequeño tamaño”, plantea Antoni Bayés, que ha coliderado este trabajo.

“El tamaño de las HDL y el porcentaje menor de partículas de HDL pequeñas demostraron ser un marcador asociado a eventos adversos en población con insuficiencia cardiaca”, expone el Dr. Bayés. La utilidad pronóstica de este marcador queda patente también por el hecho de que “no se mostraron diferencias en el colesterol total entre los pacientes que fallecieron y aquéllos con mejor evolución, por lo que se evidencia la importancia de analizar específicamente estas características de tamaño de las HDL en pacientes con insuficiencia cardiaca crónica”.

El transporte de colesterol, factor clave en el riesgo

Además, también se evidenció que la relación de colesterol por partícula es un predictor independiente de muerte cardiovascular: “Esto podría sugerir que las alteraciones en el transporte de colesterol de las HDL también son críticas en el pronóstico de pacientes con insuficiencia cardiaca crónica y que este parámetro podría utilizarse como un biomarcador para estratificar el riesgo de muerte”.

Artículo de referencia:

Teis, A., Cediel, G., Amigó, N. et al. Particle size and cholesterol content of circulating HDL correlate with cardiovascular death in chronic heart failure. Sci Rep 11, 3141 (2021). https://doi.org/10.1038/s41598-021-82861-6